martes, 11 de septiembre de 2018

Lord of darkness (Maiden Lane 5), Elizabeth Hoyt

[SPOILERS DE LA SERIE MAIDEN LANE -¡incluso en la sinopsis!-]

[Libro no publicado en español]
Como el misterioso vengador conocido como el Fantasma de St. Giles la única meta de Godric St. John es proteger a los inocentes de Londres. Al menos hasta la noche en la que se enfrenta a una joven sin miedo, que le apunta con una pistola en la cabeza... y se da cuenta de que es su mujer.Lady Margaret Reading juró matar al Fantasma de St. Giles, el hombre que asesinó a su amor verdadero. Cuando regresa a Londres y al marido que no ha visto desde el día de su boda Margaret no reconoce al hombre tras la máscara. Feroz, imponente y peligroso, el famoso Fantasma es todo lo que ella temía... y mucho más.Cuando se despierta la pasión, estos dos íntimos extraños no pueden evitar revelar más de lo que ellos querían pero, cuando Margaret conoce la verdad sobre su marido, el juego termina y los jugadores deben rendirse a una tentación que puede destruirlos.


Estoy en un momento de la serie Maiden Lane en el que los libros están encajados como puzles y casi me tengo que contener para no terminar uno que lanzarme sobre el siguiente, que es justo lo que me pasó cuando terminé Thief of shadows, que me picaban los deditos por coger Lord of darkness. Imaginad mi cara cuando finalmente lo abrí y me encontré con que habían pasado dos años desde el final del libro de Winter...

Pues yo, igualita pero con cardado

[Por supuesto, teniendo en cuenta el puzlerismo que os he comentado, no puedo reseñar este libro sin spoilear ciertas cosas de los previos así que ya lo sabéis, BEWARE OF THE SPOILERS! -vamos, que os vais a encontrar spoilers por todos lados, aunque he intentado que sean los mínimos-]

Godric St. John, el fiel amigo de Lazarus Huntington, es un hombre triste y apenado por la enfermedad y muerte del amor de su vida, Clara, pero aún hay algo que le mueve por dentro: las injusticias que se ven en St. Giles, el peor barrio de Londres. Y para luchar contra ellas nada mejor que olvidarse de quién es y adoptar una identidad secreta. Una pena que ese hombre enmascarado tras el que se oculta sea el principal objetivo del odio de Margaret Reading, su mujer...


¡Sorpresa!

Pues sí, sorpresa sorpresosa la que me llevé al inicio del libro, cuando veo que han pasado dos años y dos personajes que ni sabía que se conocían están casados. Pronto nos enteramos de que ha sido un matrimonio únicamente sobre el papel ya que se casaron y al día siguiente (y sin roce ni goce marital) ella se fue al campo, donde estuvo dos años recuperándose hasta que se ha visto con fuerzas para regresar y conseguir lo que quiere: matar al responsable de la muerte de su amor y que su marido la deje embarazada. Ay, y ella sin saber que ambos son la misma persona...


¡Sorpresa again!

Comprendedme si os digo que estaba yo haciendo la croqueta que el parqué brillaba que ni un diamante, ¡menudo pisto de inicio! Reconozco que la trama del Fantasma es una de las cosas que más he ido disfrutando de esta serie, especialmente desde el libro anterior (Winter, I love youuuuuuu!) y en Lord of darkness esa trama entraba en directo conflicto con la amorosa y yo, emocionada. Tanto Godric como Megs son dos personajes con el corazón muerto tras la pérdida de sus respectivas parejas y esto me ha parecido muy interesante ya que hace más complicado que vuelvan a enamorarse (especialmente cuando ninguno de ellos quiere volver a hacerlo). Me quito el sombrero ante Elizabeth Hoyt porque no ha querido tirar del recurso fácil de que acaben descubriendo algún secreto que baje a esos amores perdidos del altar en el que sus parejas los tienen. No, ambos eran buenas personas con las que los protagonistas podrían haber sido felices y que les fueron arrebatadas. Perdonad si escribo con la lagrimilla al borde del pestañón pero esto me ha hecho sufrir (y disfrutar) especialmente con el personaje de Godric, un hombre total y absolutamente maravilloso sometido a una tremenda crueldad en este aspecto. A pesar de todo, Godric es un hombre que se debe a su situación y si su mujer quiere concebir, pues él hace de tripas corazón y de corazón, 🐍 y le da su gusto. Y ay amigas, su gusto acaba siendo el nuestro porque madre mía qué secuencias sexuales tenemos por delante...


Me pilláis leyendo una

En este aspecto también Elizabeth Hoyt decide sorprendernos y que no sea todo como pudiéramos imaginar cuando un hombre se ejercita guarrerilmente después de muchos años sin darle a la mandanga. No hay demasiadas secuencias sexuales, tardan en llegar y, mientras que las primeras son coherentes con la situación y los deseos de un personaje, las otras son de echarnos un cubo de agua helada por las partes bajeriles, especialmente una de lo más descriptiva con Godric que...


Me pilláis recordándola

Ay, perdonadme pero es que a veces se me mete una boa secuencia en los bajos la cabeza y no soy capaz de recordarla sin darle al abanico. En fin, que esta mujer es especialista en escribir unas secuencias sexuales de lo mejorcito y a mi guarrerismo interior esto le encanta. También os digo que cuando empecé la serie y vi que el primero tenía bastante contenido erótico pensé que toda la serie iba a ser así y no, es bastante moderada en este aspecto #RanciedadMedioFriendly, aquí básicamente es una progresión natural de la relación entre Godric y Megs, dos personas que se encuentran solas y que descubren que tienen una verdadera joya por pareja, sobre todo Megs que menudo marido se ha echado, qué 😍😍😍, un hombre dulce y tierno lleno de amargura que aún así sigue encontrando motivos para vivir y para volver a sentir. Megs me ha parecido más egoísta pero no tontalpijo, es bastante encantadora y llena de vida, aunque tiene cierta tendencia a mirarse el ombligo y no darse cuenta de los sacrificios que hace Godric. En cuanto al resto de personajes deciros que hay bastantes (¡he podido volver a disfrutar de mi Winter!) pero sin desviarnos la atención, lo que es especialmente importante ya que aprovecha para irnos introduciendo en la vida de otros que, suponemos, serán protagonistas en los libros siguientes (bueno, en el epílogo ya conocemos a la protagonista de Duke of midnight...). 

¡Pintaza!

Lord of darkness no ha ido exactamente por los caminos por los que yo esperaba que fuera y reconozco que me encanta que me sorprendan en este aspecto. No hay muchas secuencias sociales, de bailes y tal, es más bien intimista, centrado sobre todo en la pareja y sus circunstancias. Está bien escrito, en tercera persona y alternando puntos de vista de los protagonistas junto con el de algún secundario y te lo acabas merendando porque tiene un buen ritmo y se lee sin esfuerzo alguno. Lo que ya no me gusta tanto es que Elizabeth Hoyt no sepa rematar un libro (espero y deseo que eso que hace cierto personaje con el Fantasma al final del libro quede bien explicado proximamente, porque mi cara de WTF se debe ver desde el Sol) y que siga insistiendo en el dichoso cuento al principio de cada capítulo. Por supuesto mi valoración sobre este libro es sobre todo menos ese cuento que siempre me salto. ¡Y no pasa nada porque no aporta nada! Qué martirio tener que escribir esto siempre, de verdad, aunque más martirio es empezar cada capítulo y ver que ahí está el cuentecito de las narices.


Yo misma cada vez que empiezo capítulo

Por supuesto, con actividades fantasmiles por medio, volvemos a ver lo peor del ser humano en la pocilga que es St. Giles pero no estamos tan sumergidos en él como en el libro anterior. A estas alturas de la serie me da por ponerme filosófica y pensar en que no sabía yo, cuando cogí el primer libro, que la serie me iba a gustar tanto. Ciertamente no me está volviendo loca en plan "este libro lo termino y lo vuelvo a empezar porque es drogaína pura" pero, donde yo esperaba encontrar una serie de guarrerismos eroticofestivos escondidos bajo las enaguas, me he encontrado unos libros más complejos y completos (especialmente a partir del tercero), mezclando a veces muy sabiamente lo mejor y lo peor de la sociedad de la época con historias de amor mucho más reales (y bonitas) de lo que esperaba. ¡Y con sus buenos polvetes!

Lord of darkness es un libro sencillo pero dulce, una encantadora lectura sobre las segundas oportunidades y la vuelta a la vida no en plan Walkind Dead cuando ya lo das todo por perdido, entretenida y bonita. La gran pega que tiene es que, como el resto de la serie, no está traducida en español para que la podáis disfrutar como he hecho yo.

Por todo esto le damos en nuestro Gandymetro...

Godric, tu mezcla de tristeza y melofollismo me vuela las enaguas


COMPARTIR ES EL MEJOR CAMINO PARA QUE UN MAROMAZO LLAME A TU PUERTA
Share to Facebook Share to Twitter Email This Pin This Share This

8 comentarios:

  1. Tengo a esta autora en la lista de pendientes desde ni se sabe, tengo El Principe Leopardo en la estantería del kindle cogiendo polvo. 😂😂 ¡Tengo que animarme!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo leí El príncipe cuervo y no seguí. Peeeeeeeero esta serie tiene muy buena fama y la verdad es que hay libros estupendísimos, no me arrepiento de haberme puesto con ella. A ver si te animas!
      Muchas gracias por pasarte y comentar!!!

      Eliminar
  2. Ohhhhhhh que trama más interesanteeeeeeee, se nota que ha gustado. Buen post. besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, es uno de los libros de la serie que más me han gustado :).
      Muchas gracias por pasarte, Noe!!

      Eliminar
  3. Hola!!!
    La leo en diagonal por el tema de spoilers sobre novelas anteriores... que me dan salpullidos con ese tema jajajaja
    A ver si me pongo las pilas con esta autora, en serio. Me falta otra vida para tanto
    Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Haces bien en leer en diagonal, Pepa, ya que este libro está muy relacionado con el anterior. Realmente creo que esta serie (al menos hasta el sexto libro) debe leerse en orden, ya que el cuarto, quinto y sexto de la serie tienen cierta intriga que se establece ya en el primero... Bueno, al menos yo creo que te enteras más de las cosas leyendo en orden.
      Si algún día te pones con ella no dejes de comentarnos!
      Gracias por pasarte y comentar, Pepa!

      Eliminar
  4. Me alegra que te haya gustado (¡y que lo cuentes de manera tan divertida, es que me mondo con tus reviews!). Hoyt es fabulosa cuando se pone a las escenas sexis y un coñazo con lo del cuentecito de marras. Yo ya pasé de leerlos. Creo que el único que me gustó es el de «Sweetest scoundrel».

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que te eches unas risas, Bona, a veces los libros hacen complicado el mínimo chascarrillo y una no sabe ni qué poner XD.
      Yo aborrezco los cuentos, directamente. Si ahí da la clave de su tarjeta de crédito y la combinación ganadora de la Primitiva seré pobre toda la vida porque no leo ni el principio. Cuando llegue al libro que comentas le echaré un ojo (pero después de leer el libro entero XD).
      Muchas gracias por pasarte, Bona!

      Eliminar

Si nos has leído, be kind y cuéntanos tu opinión sobre la novela, siempre con buen rollo y respeto. ¡El estilazo suma puntos!
Y, por favor, evita los spoilers de otras novelas, ¡no queremos morir del susto antes de tiempo! ;)