martes, 5 de julio de 2016

Caballo de Fuego: Gaza (Caballo de Fuego 3), Florencia Bonelli


[CONTIENE SPOILERS DE CABALLO DE FUEGO: CONGO]
Matilde y Eliah han vuelto a separarse. En el Congo, sus esperanzas de una vida juntos se desvanecieron al ritmo de los celos, las circunstancias hostiles y las bajezas.Matilde, cirujana pediátrica, se refugia en su pasión: el trabajo humanitario que lleva a cabo para la organización Manos Que Curan. Su nuevo destino es la Franja de Gaza, el territorio más densamente poblado del mundo, donde la consigna diaria es sobrevivir. Eliah Al- Saud se impone olvidar a Matilde y acabar con la obsesión que lo ata a ella.En Bagdad, por su parte, Saddam Hussein da los últimos retoques para alcanzar su sueño: convertir a Irak en una potencia nuclear. Y en esta carrera diabólica, Matilde y Eliah se convertirán en piezas clave, debiendo emplearse a fondo no sólo para evitar una catástrofe mundial sino también para salvar la propia vida.


¡Pues llegamos al final de los libros de Caballo de Fuego!



Sí, chica, justo como yo, porque, oye, han sido cuatro libros seguidos sobre los Al-Saud y tres con Eliah y tú no coges, cierras este libro y te olvidas de Eliah sin más. No, tú coges y te vas de perfumería en perfumería buscando el dichoso A Man a ver cómo huele nuestro protagonista y llevas la muestra en el bolso durante dos semanas y de vez en cuando la hueles para sentir a ese machote a tu lado. Eso haces. Bueno, eso es lo que me han dicho que hace la gente, no es que yo lo haga, ya sabéis todas que soy la personificación de la cordura.

-¡Pero si Eliah no existe, Kim!
-¡¡Eso no me lo dices en la calle!!

Comenzamos este libro con nuestros protagonistas separados, como no puede ser de otra manera aquí estando la pavisosa de Matilde por medio. Eliah procura olvidarla (esa cantinela ya nos la sabemos, chato) y ella, pues como siempre, intentando hacer su vida volcándose en su trabajo con Manos Que Curan y llorando por los rincones, que es lo que más le gusta. Como al Congo no va a volver que ya sabemos en qué situación está el país, la mandan a trabajar a un sitio en el que pueda estar tranquilamente mientras se toma unas cervecitas y unos mojitos: Gaza.


Por supuesto cuando Eliah se entera le da vueltas la cabeza pero esto son lentejas, si quieras las comes y, si no, pues también, que no te queda más remedio. Y sí, aunque no estén juntos, Eliah se entera porque es como Sauron o como cualquier madre, lo acaba sabiendo todo. El caso es que Eliah, que tiene el pisto jaleo supremo montado (pero un jaleo de proporciones descomunales) se las arregla para acabar en una misión muy cerquita de su querida Matilde. Y hasta aquí puedo leer. 

Yo también te quiero, chata

Bueno, básicamente os resumo lo que pasa en este libro: tremendazo jaleo político, tremendazo jaleo de intrigas terroristas y amor por todos lados. Amor y folletisco, porque en este libro se reconcentra bien pero se meten unas sesiones dándole al tema que como si no lo hubieran catado en su vida (yo ya no vuelvo a escuchar "Rey David" sin que los bajos se me revolucionen). La Bonelli aquí habrá estado todo el día echando mano del abanico y del fufú lleno de agua porque esa parte del libro la tienes que leer con los guantes del horno puestos, del altísimo voltaje guarreril que tiene. Te hacemos la ola, Bonelli, porque los guarrerismos como los escribes tú, bien descritos pero cargados de rabia y de sentimientos son de quitarse el pelucón. Definitivamente lo de esta mujer es el amor, el ñiquiñiqui y escribir intriga, porque madre mía cómo es este libro en cuestiones políticas... Os digo que, por mucho que me interesara la parte amorosa, aquí la intriga política es la que me ha pillado. Y Bonelli ha sido muy lista en ese aspecto, no nos marea excesivamente con la historia de amor y nos mete una buena dosis de conflicto israelí-palestino, con Saddam Hussein tocando los cataplines del personal y con la culminación de todos los pistos que ya traíamos heredados de los libros anteriores.


Sí, la cabeza nos explota pero con mucho gusto. Bonelli aprovecha esta parte para demostrar su lado sádico haciéndote sufrir y riendo mientras tu corazoncito se resquebraja (Bonelli, I hate you pero I love you también, ésas son las cosas que hacen grande el libro). Pero no penséis que todo en este libro es maravillosidad. No. Matilde sigue siendo una insoportable llorona que, por mucho que digan que tiene un temple de acero y una personalidad tremenda, yo no consigo ver eso por ningún lado. Sí, es cierto que hace cosas que hay que tener valor pero, en lo respecta a ella y a Eliah, una blandurria de narices. Creo que la escritora ha intentado hacerla tan buena y maravillosa que la ha hecho medio tonta. Ya podría aprender de su amiga Juana, uno de los mejores personajes sin duda, con narices suficientes para afrontar lo que la vida le pone por delante, con personalidad como para decirte la verdad en tu fruta cara y con unos comentarios que te hacen descojonarte de la risa. Junto con Eliah, el mejor personaje sin duda. Me fastidia que Bonelli meta muchos secundarios interesantes y que luego resuelva sus historias por arte de birlibirloque, de un modo infantiloide en muchas ocasiones y en otras dándote una hostia fina innecesaria. Y no hablemos de cómo escribe. Si en Lo que dicen tus ojos estaba más que encantada, aquí he acabado hasta el xixi moño, con esa manía de meternos hasta en la sopa detalles de marcas que acaba esto siendo la teletienda. ¡Que me da igual que Eliah regale joyas de Cartier o que Matilde use el Paloma Picasso! ¡¡Que me da igual te digo!! 

Entonces ya no te digo que Eliah pela nabos con esto

Pero estas cosas que me sacan del libro (que, como ya nos dijísteis en algún comentario pueden tener más sentido para las argentinas que para nosotras) quedan compensadas con Eliah y todo lo que vive. Él es el verdadero protagonista, la luz a la que todos los personajes se acercan, el que experimenta el cambio y el crecimiento. Ya sé que el personaje puro y al que todos van es Matilde pero, para el lector, Eliah es el interesante y por el que nos desvivimos (y el gran melofó).

Caballo de Fuego: Gaza es un gran final para esta serie. Es cierto que es lioso y que, si no llegas a meterte en la trama no amorosa, se te puede hacer tan cuesta arriba como subir al Everest. Pero si te dejas atrapar por Eliah Al-Saud y su peligroso modo de vida, quedarás irremediablemente enamorada de él. Y a pesar de Matilde los pesares, le darás tu corazón y tus bragas.

Por todo esto le damos en nuestro Gandymetro...


Eliah, tu Caballo de Fuego me quema los bajos


COMPARTIR ES EL MEJOR CAMINO PARA QUE UN MAROMAZO LLAME A TU PUERTA
Share to Facebook Share to Twitter Email This Pin This Share This

19 comentarios:

  1. Es posible que para el otoño o invierno si sobrevivo a todas las lc comience con esta maravillosa trilogía, porque con tanto Gandy es un must de mi to-read, aunque también te digo que como no es un libro romántico "chispún" también tendré que tener la neurona preparada para asimilar el resto de cosas que cuenta la autora, que no solo de alksfjadkl se alimenta una XDDDDDD
    Como Eliah es tan magnifico superaré que Matilde sea tan medio tonta XD

    Muuuuuuaaaaks ;-*****

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, ésta la tienes que leer sí o sí (empezando por Lo que dicen tus ojos!). Estoy deseando que nos vayas contando tus impresiones, jijiji. Advertida de todo vas!
      Besotes guapa!

      Eliminar
  2. PERFECTA,!!! No has dicho nada de lo que sucede y lo has dicho todo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias! Es que a ver quién es la valiente que cuenta tooooooooooooodo lo que pasa en este libro XDDDD
      Gracias por pasarte!!!

      Eliminar
  3. Uf yo en este libro estaba de la Maty hasta el Kiwi y mas,madre del amor hermoso,entre que la ponen como la virgen Maria y ella que esta todo el día llorando,me sacaba de quicio
    Eliah tenía sus cosas como cabezón que es,pero macho actuaba no se tiraba todo el día llorando.eso si para leer estos libros un croqui por que macho con tanto politiqueo,países etc te mareas,pero vamos que me encantaron,buen post

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. XDDDDDD Sí, te recuerdo toda loca con tanto jaleo político, jeje.
      Menos mal que Eliah nos compensa todo lo de Matilde, que si no, nos da un chungo.
      Gracias por pasarte!!

      Eliminar
  4. Tiene pintaza. Muchos detalles que me suelen gustar y me parecen interesantes peero algo tienen estos libros que me echa para atrás. Yo creo que es que la autora es argentina y por lo tanto está escrito en español argentino, y no sé, no sé (tengo mis manías.. Mis manías y yo, yo y mis manías). Que no me termino yo de animar >.< Pero tu reseña hace que le entren ganas a cualquiera, que conste xD jajaj ;)
    Besis

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. XDDDDD Nada, mujer, cada una tenemos nuestras cosas. Es verdad que esta serie se nota muchísimo que está escrita en español de Argentina, hay cantidad de palabras y expresiones de allí. Si no te hace especial gracia te puede llegar a sacar del libro. A mí porque me compensa Eliah y todo lo que cuenta, la verdad, si no, ya veríamos.
      Muchas gracias por pasarte, guapa!

      Eliminar
    2. Bella, si necesitas traducción, me preguntas... ;-)

      Eliminar
  5. A mí esta buena mujer no me gusta demasiado...
    me he leído un par y fue como, eeeeeeem posno es mi estilo
    no sé, no llegamos a conectar, estos maromos a mí no me llegaron a la patata
    un beeeesito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues nada, para qué vas a perder el tiempo si ya sabes que no te gusta mucho esta escritora, anda que no hay peces en el agua XD
      De todos modos muchas gracias por pasarte y comentar!

      Eliminar
  6. Pues yo sólo he leído de esta autora "Nacida bajo el signo del toro" una novela de amores adolescentes que me gustó bastante a pesar de pillarla con un poquito de prevención. Si queréis echarle un vistazo a lo que me pareció pasaros por mi casa. En una alarde de imaginación la llamé "Jelechal hablando de libros". Tela, telita.
    Yo me apunto esta trilogía porque coincido bastante con vuestros gustos y presiento que la disfrutaré.
    De verdad, lo de Gaza "party and party" yeah!!! es... ¡no tengo palabras!

    Jelechal.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. XDDDDDDDDDD Me pasaré por tu casa a husmear, a ver si veo la reseña de la novela que dices. Esta serie de libros me da la impresión de que o la amas o la odias, así que si te pones con ella, no dejes de contarnos!
      Gracias por pasarte!

      Eliminar
  7. ¡Andale, 5 gandys! Yo le puse 3 estrellas y basta, porque aunque me atrapó, me incomodaron unas cuantas cosas... Tampoco me voy a explayar que para eso una tiene un blog y además de la crítica, hasta le añadí dos anexos, uno sobre el conflicto palestino-israelí y otro sobre el infrapeso de la protagonista.
    Mi resumen para animaros: esta trilogía me parece totalmente recomendable. Creo que todo lector de romántica debería darle una oportunidad, seguro que queda atrapada.
    Sobre todo si también tiene algo de gusto por el thriller. ¿Cómo la llamé? La John LeCarré romántica en español o algo así.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me pasaré por tu blog a leer la reseña. La verdad es que yo me quedé totalmente pillada por toda la parte política y el conflicto de Eliah con su amigo. Lo que comento, que al final la trama romántica fue la que menos me atrajo.
      Gracias por pasarte a comentar!

      Eliminar
  8. Hola!!!
    Para mí no es de sus mejores novelas, como bien dices, le sobraron detalles... y formas de montar armas y me perdí en algunas partes de la novela, en las que creo que se enrrolla demasiado. Eso sí, comparto todo lo que comentas del prota.
    Como casi todo lo que ha escrito Bonelli es super recomendable, porque está a otro nivel, en mi opinión. Y nunca se podrá decir que son novelas ligeras.
    Por ahora sigo teniendo mis favortias... quizás Marlene, Lo que dicen tus ojos y Artemio ...
    Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, la verdad es que toda esa serie de datos técnicos que nos da para mí no son necesarios (reconozco que me gusta saber esos datos pero no tantos ni de modo tan exhaustivo). Bueno, los datos de los aviones sí me encantaron, lo reconozco.
      Seguiré leyendo libros de ella pero, de momento, me sigo quedando con Lo que dicen tus ojos. La historia de Kamal y Francesca aún me tiene enamorada.
      Muchas gracias por pasarte!!

      Eliminar
  9. Ya te comenté que cuando leí esta trilogía, la historia me consumió por completo. Luego estuve un tiempo con bookhangover y eso no pasa muchas veces. Gran parte de esa sensación es culpa de Eliah jejeje Todo lo que dices de Matilde es cierto. La primera vez que leí la trilogía no me molestó demasiado porque estaba más pendiente de como se desarrollaba todo, las intrigas, etc. Pero sí es cierto que cuando vuelves a releer o comentas el libro con otras personas que lo están leyendo como pasó contigo, te das cuenta más de esas cositas que no gustan tanto. Me refiero sobre todo al personaje de Matilde que es muuuuuuy cansino y a lo de que cada vez que puede te mete lo de las marcas que acaba haciéndose pesado. Es como leer un libro con cortes publicitarios xDDDDDD
    Estoy muy de acuerdo con tu opinión y me alegro que te lanzaras con esta historia. Si lees algún libro más de Florencia Bonelli no dudes en comentarme.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué te voy a decir que no sepas, si lo has sufrido conmigo XDDD. Eliah es el gran salvador de los libros, capaz de que yo le ponga esta puntuación a una historia en la que no aguanto a la protagonista.
      Claro que leeré más libros de ella y te daré la brasa XDDDDD
      Muchas gracias por pasarte, guapa!
      Besotes!

      Eliminar

Si nos has leído, be kind y cuéntanos tu opinión sobre la novela, siempre con buen rollo y respeto. ¡El estilazo suma puntos!
Y, por favor, evita los spoilers de otras novelas, ¡no queremos morir del susto antes de tiempo! ;)